miércoles, 19 de noviembre de 2014

Boda Sonia y Marcial


Cada boda es especial para nosotros porque intentamos capturar la emoción de las parejas en ese momento, el cariño, la complicidad entre ambos... pero no somos meros observadores, los lazos que se crean entre fotógrafo y cliente, van más allá. Así nos hicieron sentir Sonia y Marcial (y la pequeña Irene). Su boda, muy familiar e íntima fue "amenizada" por la lluvia, que nos dio un respiro solo al final del día; por lo que decidimos quedar en otra ocasión con mejor tiempo para un postboda. La conexión que tuvimos con ellos el día de su boda se amplió durante la segunda jornada en la que los tres nos dejaron estas estupendas imágenes que hoy os mostramos, pero también un buen recuerdo y mucho cariño.